Rincones

Es mirador de Sa Creueta

Rating

0 media basada en 0 ratings

  • Excelente
    0
  • Muy bien
    0
  • Medio
    0
  • Pobre
    0
  • Terrible
    0

Hoy vamos a revisar uno de los puntos de mayor valor fotográfico de toda la isla. Se encuentra en el norte, en el Cabo de Formentor, cerca de Pollensa y a un extremo de la Sierra de Tramuntana.

En lo más alto de este punto, pasando ya el mítico hotel Formentor, existe un mirador muy especial. En este lugar, con una elevación de 200 m sobre el nivel del mar. Hablamos del Mirador de Sa Creueta, el rincón mallorquín donde disfrutarás de unas vistas estupendas.

Premio para quien siga el camino

Una vez llegados ahí arriba (con tu propio coche o de alquiler), no hay problema en detenerse en el mirador puesto que hay espacio para aparcar, donde nos recibe un monumento a Antonio Parietti Coll, que ideó el mirador. El ingeniero también diseñó los 18 kilómetros de carretera hasta el faro.

Las escaleras labradas en la roca nos guían por este espacio de vistas espectaculares hasta el final, donde un par de pequeñas explanadas circulares nos permiten las mejores vistas, con la isla del Colomer al fondo.

Su paisaje te resultará siempre sobrecogedor pero, los días de viento, recomendamos ir con mucho cuidado, y nunca infravalorar la fuerza que puede llegar a tener el viento de tramuntana.

Un paisaje de película

En este mirador el atardecer puede llegar a ser un espectáculo maravilloso, asomándote a la pura belleza del Mediterráneo. Siempre hay visitantes y turistas en esta zona, con ganas de disfrutar de su hermosura. Tampoco te sorprendas si tras la puesta de sol, la gente estalla en aplausos.

Desde este punto se puede tomar una carretera secundaria de curvas sinuosas que nos deja directamente en la atalaya de Albercuix, un espacio construido a finales del siglo XVI, situado a 390 metros por encima del nivel del mar. Este lugar ofrece unas panorámicas increíbles de la bahía de Pollença.

Y si continuamos por la misma carretera llegamos hasta la playa de Formentor, algunas calitas son fabulosas y de difícil acceso. Después si continúas, te plantas al final del cabo Formentor con su faro, desde donde en días muy claros si miras al norte puedes ver cómo se perfila la isla de Menorca.

En definitiva, el Mirador des Colomer o Sa Creueta puede ser la primera parada de una agradable excursión de unos 18 kilómetros por la península de Formentor, donde acabarás ante la Sierra de Tramuntana con esos paisajes impresionantes que combinan mar y montaña.

 

Créditos: Traveler.es, Tripadvisor.com, diariodelviajero.com 

 

Visitado recientemente ...

Plaza de Cort: en el corazón de Mallorca

Valldemossa – un pueblo encantador

Aventuras por Mallorca: la ruta de Piedra

Las cuevas de Génova

Parque Natural de s’Albufera de Mallorca

Blog Hotel Palladium