Cultura

La Mare de Déu dels Àngels

Rating

0 media basada en 0 ratings

  • Excelente
    0
  • Muy bien
    0
  • Medio
    0
  • Pobre
    0
  • Terrible
    0

Seguimos en Pollença. Y después de haber visitado el Oratorio del Calvario, continuamos con la visita a lugares especiales que formaron parte de los dominios de la mítica Orden de los Caballeros del Temple.

La iglesia de Nuestra Señora de los Ángeles

Entregada a los Templarios tras su fundación en el siglo XIII, esta iglesia marcó el punto a partir del cual Pollença comenzó a crecer hasta convertirse en una de las principales villas de Mallorca.

Esta iglesia se erigió en 1236, pero sólo cuatro años después fue entregada a los Caballeros Templarios, de los cuales hablamos someramente en un artículo anterior. El rey Jaime I de Aragón les concedió un amplio territorio en el norte de Mallorca, como reconocimiento a la ayuda que recibió de ellos durante la Conquista de Mallorca de 1229.

Fue precisamente en torno a esta iglesia que Pollença fue creciendo hasta poder ser considerada una villa, concentrando la población a su alrededor poco a poco. Durante la época islámica la población de la zona vivía dispersa, por lo que, a finales del siglo XIII se convirtió en una de las principales localidades de la isla.

Una peculiar arquitectura

Como solemos ver es construcciones tan antiguas, esta iglesia de la Mare de Déu dels Ángels ha sufrido importantes cambios en su estructura a lo largo de los años. Hasta el siglo XVIII era un edificio de pequeñas dimensiones, con la entrada de cara al Calvario, es decir, en la parte opuesta a la actual. Además, de su aspecto original se conserva únicamente los primeros tramos del campanario, que se empezó a construir en 1470, aunque no alcanzó su altura actual hasta el año 1921.

El edificio que hoy vemos se construyó entre 1714 y 1790. Se trata de una iglesia de planta basilical con una serie de capillas laterales y abovedadas. En el altar mayor se observa su pieza más destacada, un retablo barroco dedicado a la Mare de Déu dels Àngels realizado entre 1752 y 1764 por el afamado escultor mallorquín Pere Joan Obrador.

En las paredes laterales vemos catorce cuadros de grandes dimensiones que representan el Vía Crucis. Ocho de estos cuadros fueron realizados por el argentino Atilio Boveri, uno de los pintores que se establecieron en Pollença a comienzos del siglo XX atraídos por su tranquilidad, su belleza y su luz. En el Museo de Pollença podemos ver parte de su obra.

Durante tus vacaciones, disfrutando de tu estancia en tu hotel en Mallorca favorito, tienes un montón de opciones con las que sumergirte en la historia fascinante de esta isla infinita.

Créditos de las fotos: monestirs.cat, ultimahora.es, osviajeros.com, pollensa.com, tripkay.com

Visitado recientemente ...

El Mercado de Pollensa

Plaza de Cort: en el corazón de Mallorca

La Menorca británica

El museo d’es Baluard

Radio One en Mallorca

Blog Hotel Palladium